La luna amó al sol

Vengo a contar una historia singular,
un amor que jamás ha conocido nada igual.

El Sol y la Luna,
ambos luz, ambos vida,
un planeta hecho a medida
se erigía bajo sus tobillos.

Tan diferentes y a la vez tan parecidos,
una historia de amor que jamás se ha repetido.
Miradas furtivas intercambiaban los amantes,
jugaban al despiste, sin pensar en las consecuencias,
los días fueron pasando como secuencias
¡Silencio! Una película de amor que se rueda.

Romeo y Julieta, había un problema
unirse en un beso no podían,
uno de los dos su planeta abandonaría.

La luna dio su luz, su vida, 
dejando así morir al planeta que alimentaba.
Todo por amor, todo por el Sol, 
todo por ese amor que la consumía.

El Sol tomó su poder, 
volviéndose así más incandescente que nunca,
El Sol era vida,
la Luna era muerte, apagada e inerte.

Así fue como el Sol dejó de amarla,
y la Luna relegada quedó, 
todo porque la Luna al Sol amó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s